dijous, 4 de maig de 2017

#FacturaUrgencias ilegal en pediatría: Un año esperando que CatSalut le devuelva 1500 euros


Sandra es una mujer procedente Costa Rica. En el año 2015  estudiaba en Barcelona, con un visado de estudiante, En Diciembre del 2015 decidió traer a su hija pequeña desde su pais para poder vivir juntas. 

Una vez en Catalunya, intentaron conseguir una tarjeta sanitaria para la menor, pero las administrativas del CAP Hortes, en Poble Sec, desconocían la Instrucción 8/2015 del CatSalut y le negaron la tarjeta sanitaria a la que tenía derecho.

Ese mismo mes la niña sufrió un ataque de epilepsia por el que tuvo que ir a Urgencias de Pediatría del Hospital Sant Joan de Dèu. La niña fue atendida y precisó un ingreso urgente en dicho centro. Una vez dada de alta a Sandra le hicieron pagar  una factura de 1422 euros

Sandra tuvo que volver a Urgencias de ese hospital dos veces más, en diciembre 2015 y en febrero 2016, donde le volvieron a cobrar, esta vez fueron 80 euros por cada visita. 

Ante este atropello,  no tuvo más remedio que buscarse la vida y hacer todo tipo de esfuerzos para pagar esos 1582 euros. Nadie le había informado de los derechos de su hija a ser atendida de manera gratuita.

  Las instrucciones del CatSalut eran bien claras, prohibiendo facturar la atención a los menores de edad, pero el Hospital prefirió embolsarse esos 1500 euros antes que velar por los derechos de la menor. 

La situación cambió cuando Sandra vio un cartel en su barrio, de la campaña Jo Sí Sanitat Universal, que decía: "Todos y Todas tenemos derecho a la Atención Sanitaria, si no te atienden o te han facturado ponte en contacto con nosotros". 


Gracias al asesoramiento del grupo de acompañamiento de Poble Sec, Sandra pudo volver al CAP Hortes y exigir que se le tramitara la tarjeta que le habían negado a su hija.

 Una vez conseguida la tarjeta, hace un año, en Marzo del 2016, Sandra se dirigió al hospital Sant Joan de Dèu para reclamar la devolución de todo el dinero cobrado de manera ilegal por la atención urgente de su hija.

La respuesta del hospital es a la par sorprendente y vergonzosa. Admitieron que la factura se había realizado de manera indebida, pero sólo le devolvieron los 80 euros de la última visita, alegando que los 1502 euros cobrados en diciembre del 2015 correspondían al año fiscal anterior y no podían devolvérselos...

Ante este despropósito la PASUCat presentó su queja  al Comitè d’Accés a l’Atenció Sanitària a la Ciutat de Barcelona,  formado por el CatSalut y el Ajuntament de Barcelona. entregamos toda la documentación sobre el caso y se comprometieron a estudiar la incidencia. 

Un año despuésni la plataforma PASUCat ni Sandra  hemos tenido respuesta sobre nuestra denuncia, y Sandra sigue esperando recuperar esos 1500 euros que le cobraron ilegalmente.

Desde la PASUCat y Jo Sí Sanitat Universal pedimos que el CatSalut actúe y se resuelva esta injusticia. Nos parece inconcebible que mientras el Conseller de Salut realiza declaraciones sobre su voluntad de blindar la Sanidad Universal en Catalunya, los altos cargos del CatSalut no han movido ni un dedo para solucionar este caso tan flagrante de exclusión sanitaria.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada